Te verde, una panacea para la salud (II)

Según un monje budista escribió en su libro: “Mantener la salud bebiendo té” en el año 1211, el “Té Verde” tiene la maravillosa propiedad de prolongar la vida.

Los Chinos e Hindúes están convencidos de la propiedad del té para calmar el dolor de cabeza, así como curar la “disentería”, “tos”, “gastroenteritis”, y hasta mejorar la “hepatitis”.

Hoy la ciencia a puesto su interés en ésta planta, descubriendo a través de miles de estudios en las últimas décadas la innumerable cantidad de propiedades que brindan los principios activos del “Té Verde”, ampliando así la gama de dolencias sobre las que actúa, muchísimo mas allá de
las creencias populares, (que siempre son ciertas por supuesto!!!).

- Es un activador del metabolismo en general.
- Depurador excelente, del Bazo, Riñones, ya que elimina obstrucciones “Cálculos”.
-Energizante, alivia la fatiga o estrés, nervioso.
-Alivia los dolores de cabeza o migrañas pertinaces.
-Refuerza la memoria.
-Actúa a nivel digestivo, regulándolo en todos los órdenes, desde el apetito a las enfermedades declaradas.
- Es antiinflamatorio, muy útil para los ojos cansados o en los casos de conjuntivitis.
- Antidiarreico, ya que es astringente.
- Actúa a nivel hepático “hepatitis”.
-Favorece los intestinos en los casos de Gastroenteritis.
-Es diurético, estimula los Riñones, favoreciendo la disminución de la presión sanguínea.
-Es “hipotensor”, previniendo problemas cerebro vasculares y cardiacos.
- Estimula las defensas orgánicas, actuando en casos de alergias.
-Es Hipolipemiante, disminuye el nivel de grasa corporal, indicado en regímenes, bajo control médico.
- Favorece la respiración, ya que es estimulante del sistema nervioso y bulbar, “Broncodilatador”.
- Disminuye los niveles de colesterol por su acción hipolipemiante, favoreciendo la producción del colesterol “Bueno” (HDL).
- Evita la oxidación del colesterol, teniendo así un efecto “Antiaterosclerótico”.
- Es “Antitrombótico”, por se muy rico en vitamina “P” (Rutina), teniendo una eficacia similar a la “Aspirina”, pero sin sus efectos secundarios, por supuesto.
- Hipoglucemiante, baja los niveles de azúcar en sangre, importante para los Diabéticos, pero siempre con supervisión médica.

- Posee efectos antibióticos ante ciertos virus y bacterias como los “estafilococos”.
-Antioxidante maravilloso, actúa sobre los Radicales Libres, responsables de un sin numero de afecciones degenerativas, como el envejecimiento y el Cáncer.
- Contrarresta los síntomas de un ataque de asma, por su actividad broncodilatadora.
-El té verde ha demostrado ser un buen dentífrico ya que combate el azúcar y las bacterias que se acumulan en los dientes. Contiene grandes cantidades de fluoruros y de taninos, que son astringentes.

Evitando así la formación de Caries dentales.

-Estrés; el té verde tiene la mitad de cafeína que un té negro y la cuarta parte que el café. Actúa como un sedante natural.
- Artritis reumatoide; un equipo de la Universidad Case Western Reserve, de Cleveland (EE.UU.), comprobó la eficacia del té verde en ratones susceptibles de padecer artritis reumatoide.
-· Afecciones de la piel; desde hace siglos se utiliza el Té Verde para calmar picaduras de insectos, abrasiones, cortes, abscesos y acné. Actualmente forma parte de la composición de muchas cremas antiarrugas y de belleza en general.

CANCÉR:

La capacidad del té verde para prevenir el cáncer está tan establecida, que los estudios científicos actuales están probando sus propiedades como posible terapia potencial contra el cáncer.
Los estudios experimentales llevados a cabo sugieren que los componentes del té verde pueden ayudar a prevenir el cáncer de “pie”l, cuando se aplican directamente sobre la piel. Los polifenoles del té también pueden ayudar a broncearse y a proteger la piel contra el daño provocado por el sol. 

En éste caso del cáncer de piel se disponen de las mayores evidencias. La Universidad “Case Western Reserve” realizó una revisión de estudios que se publicó como; Archives of Dermatology y destacaba que "los estudios experimentales sugieren que el “Té Verde” posee potenciales propiedades antiinflamatorias y anticancerígenas útiles en diversas afecciones de la piel". El análisis concluía señalando que "aunque son necesarios más estudios clínicos, añadir a productos para el cuidado de la piel té verde podría tener un profundo impacto positivo en diversos problemas dermatológicos".

En esta línea, una investigación anterior de la misma universidad comprobó que los polifenoles protegían la piel de las personas expuestas a rayos ultravioletas. El daño de la dermis y la epidermis era menor cuanto mayores eran las dosis aplicadas, lo que permitía concluir a los científicos que; los polifenoles del té verde podrían ser usados como un candidato “quimiopreventivo” novedoso y una posible estrategia para reducir el riesgo de cáncer de piel inducido por el sol en la población.

Uno de los primeros estudios sobre la función antitumoral de esta sustancia data de 1997, cuando un grupo de investigadores de la “Facultad de Medicina de Ohio” (EE.UU.) encabezado por el doctor Jerry Jankun divulgó en la revista Nature su utilidad para ayudar a prevenir el desarrollo de tumores cancerígenos e, incluso, servir de tratamiento.

POLIFENOLES:

Los polifenoles que han demostrado poseer -según publica la revista científica “Alternative Medicine Review” le proporcionan propiedades; antioxidantes, anticarcinógenas, antiinflamatorias, termogénicas, probióticas y antimicrobianas en numerosos estudios humanos, animales “in Vitro".

a cantidad de estudios en torno al té verde crece en proporción geométrica, publicado sus beneficios terapéuticos, respecto de la propiedad sobresaliente en cuanto a la inhibición del desarrollo de “Tumores”, por su acción sobre la “Uroquinasa”. La acumulación de resultado hace indiscutible sus efectos terapéuticos en el mundo de la ciencia, con respecto a ésta maravilla de la naturaleza y consumido desde la antigüedad por la raza humana. 

ATÓXICIDAD: (No tiene efectos tóxicos)


La revista “Nature” especifica ésta propiedad, respecto a la característica que posee el “Té Verde” como inhibidor de la “Uroquinasa”, enzima que favorece la proliferación de las células cancerigenas y angiogénesis o la generación de vasos sanguíneos que desarrollan los tumores para nutrirse y crecer.
La presencia de “Catequinas” del tipo EGCG, en altas concentraciones, son las responsables de ésta inhibición atóxica, cuando cualquier otro inhibidor de “Uroquinasa”, son realmente muy tóxicos.

En resumen el “Té Verde” es para la ciencia un anticancerígeno con la máxima virtud terapéutica en lo que a tratamientos del Cáncer se refiere, que es la falta de Toxicidad, algo que no es común en los medicamentos oncológicos, extremadamente tóxicos y por lo tanto con terribles efectos secundarios.

La “European Journal of Nutrition” realizó estudios en sobre pacientes, obteniendo resultados respecto del aumento de la capacidad antioxidante del “Plasma”, con el consumo del Té.
La propiedad anticancerígena del Té Verde, no radica solamente en una sóla propiedad del mísmo, “las Catequinas”, si no en un conjunto de compuestos químicos contenidos en el Té, según lo afirma la revista “Journal of Molecular Medicine” en concordancia con los estudios realizados por la “Universidad de Colorado” EE.UU.

CARDIOPATIAS:

Los “Polifenoles” responsables de la acción “antioxidante” del Té, serian los reductores del estrés oxidativo de la célula, brindándole así la propiedad “cardioprotectora”, propiedad ésta que se manifiesta en lo que respecta a la prevención de dolencias como; “la arteriosclerosis coronaria”, generada por endurecimiento de las paredes arteriales, ocasionada por el exceso de lípidos en sangre, con su consecuente depósito en las arterias.
En oriente éstas dolencias se ven disminuidas debido al alto consumo del Té Verde, ya que es consumido tanto como el agua, siendo la bebida nacional de China, se consumen hasta 6 tazas diarias.
Otros estudios realizados en la “Universidad de Ginebra, Suiza” demostraron que el bajo contenido de Cafeína del Té Verde con respecto del Té Negro, son los que le brindan la propiedad cardioprotectora.

ACCIÓN HIPOLIPEMIANTE:

En éste punto nos referimos a la capacidad reductora de las grasas corporales, debido a la acción de los “Polifenoles”, que producen liberación de calor o energía “Termogénesis”, dando como resultado la reducción de grasa específicamente, por la quema de calorías.
Resultando de ésta propiedad la importancia de la inclusión del Té en los regímenes dietéticos, pero siempre bajo supervisión profesional para su correcta administración y complementación con una dieta personalizada y adecua a cada individuo.

PARA TENER EN CUENTA

Dado que el té verde es una bebida ampliamente consumida, generalmente se considera seguro.
Sin embargo, es preciso señalar que contiene cafeína, aunque en un nivel inferior al té negro o al café.

Por lo tanto un exceso en el consumo puede afectar al sistema nervioso en cuanto al descanso nocturno se refiere, “insomnio” sólo en casos de exceso, se debe tener en cuenta que como todo en la vida, si nos excedemos se transforma en contra producente.
Además, dado que las bases xánticas tienen una acción diurética, se puede observar un aumento en la orina. 

En cuanto a su contenido en taninos, si te toman infusiones concentradas o en ayunas, puede provocar náuseas y vómitos, aunque este efecto es más marcado en el té negro.


CONTRAINDICACIONES:

Debido a todo lo comentado anteriormente, el té verde no se debe dar a los niños. Ciertos estudio determinaron también que puede intervenir en la asimilación del “Hierro”, entorpeciéndola, siempre en los casos de exceso en el consumo, lo recomendable es la supervisión del profesional competente, para incluirlo en nuestra dieta.

Algunos autores recomiendan tomarlo con leche para contrarrestar el problema de la absorción de Hierro, así como otros desechan éste método ya que sostienen que la leche precipita los compuestos fenólicos, anulando así las propiedades benefactoras del Té.
Lamentablemente estas contradicciones nos desorientan pero nuevos estudios científicos, en muy corto lapso de tiempo seguro dilucidaran el problema.
También se debe tener en cuenta que la presencia de la cafeína puede interactuar con medicamentos como: “inhibidores de la amino-mono-óxidasa”-(IMAO).

DOSIS:

Diferentes estudios llevados a cabo sugieren que tomar 3 tazas de “Té Verde” al día, ayudan a proteger contrael cáncer.
Pero dado que a muchas personas no les agradan las infusiones, los laboratorios farmacéuticos fabrican cápsulas con extractos de “Té Verde” o presentaciones líquidas, debiendo tener en cuenta las indicaciones de los mísmos para su consumo o dosificación.

MODO DE PREPARACIÓN:

-El Té Verde requiere de cierto conocimiento a tener en cuenta a la hora de su preparación, ya que de lo contrario la preparación puede arruinar sus propiedades.
En China se colocan dos o tres cucharadas de hojas de te en un cuenco de piedra y se bate hasta que el agua se vuelve espumosa.

La revista británica “International Journal of Food Sciences Nutrition” publicó un estudio sobre las condiciones de preparación del Té, en lo que respecta al rango de temperaturas debe ser entre los 20 y 90 grados centígrados, para conservar su poder antioxidante y incrementarlo entre 4 y 9,5 veces".
El agua debe ser de bajo contenido mineral y de marcas reconocidas en el mercado por su trayectoria, para mayor seguridad.

La forma oriental tradicional es la que sigue, el té en Hebras, se coloca un pellizco por persona en un recipiente o tetera, preferentemente de arcilla o porcelana, que debe estar caliente y seco, se colocan las hebras y luego se agrega el agua fresca y se deja reposar por 10 minutos para el Té Verde y 7 minutos para el Negro.

Dentro de todas las distintas recetas para preparar el Té lo más importante a tener en cuenta es realmente la “Temperatura y calidad del agua, así como la calidad del Té que debe ser de procedencia orgánica”, ya que los estudios científicos así lo determinan para conservar las propiedades terapéuticas de éste maravilloso regalo de la naturaleza.